• Blog

5 sistemas de almacenamiento innovadores para naves industriales y la importancia de la correcta protección contra incendios

Vivimos en un mundo en constante cambio en el que la digitalización está a la orden del día. Con el objetivo de optimizar los procesos y buscar la máxima eficiencia, los departamentos de compra y venta de los almacenes deben estar preparados para dar respuesta a las demandas de los clientes. Por ello, maximizar el uso del espacio, realizar un correcto almacenamiento y mantener el orden es fundamental en estos espacios logísticos. Así pues, a continuación te presentamos 5 sistemas de almacenamiento innovadores para naves industriales, mediante los cuales se garantiza el correcto orden en grandes superficies.

 

  • Sistema blocado:

 

El sistema de almacenamiento conocido como sistema blocado se centra en la colocación de los pallets, de forma ordenada, uno encima de otro. De este modo, el primer pallet se coloca a nivel del suelo y, a partir de ahí, se van organizando en altura hasta alcanzar el punto más elevado de la nave industrial que permite cada lineal de pallets según el tamaño, el peso y la estabilidad.

Cabe mencionar que este tipo de sistema de almacenamiento está pensado para almacenes que cuentan con mucho producto paletizado. De igual modo, también es óptimo para los que tienen gran rotación de producto o para los que sus ventas se canalizan en un único producto o en una variedad muy pequeña. Con ello, se optimiza el espacio y se garantiza el orden y, por tanto, también es una buena solución de almacenamiento para espacios pequeños.

Encuentra el sistema de almacenamiento para tu nave industrial y no olvides escoger una solución de protección contra incendios diseñada pensando en los riesgos

 

  • Sistema carrusel:

 

Los sistemas de almacenamiento conocidos como carrusel centran su funcionamiento en una estructura sobre la que se desplazan los productos y llegan al punto de picking, en el que los operarios hacen uso de ellos. Existen dos tipos: los carruseles verticales y los carruseles horizontales, siendo los primeros los más utilizados en naves industriales ya que se optimiza la altura del espacio en detrimento del espacio lineal.

El sistema de carrusel vertical presenta una estructura en la que los productos rotan verticalmente, gracias a la organización a través de estantes, hasta llegar a manos del trabajador. Generalmente este sistema de almacenamiento está cerrado, a excepción del punto final al que llega el producto, el cual está destapado para que el operario pueda acceder al producto que necesita.

Gracias a las divisiones internas que presentan los sistemas de almacenamiento en carrusel se pueden alojar productos de diversas tipologías. Por este motivo, está pensado para naves industriales que alberguen variedad de productos. Con todo, las principales ventajas, además de la optimización del espacio, son la mejora organizativa de las ventas y la centralización de los procesos. 

 

  • Sistema flow rack:

 

Por otra parte, el sistema flow rack es un sistema de almacenamiento innovador que permite lo que se conoce como operación FIFO (First in/first out). Este mecanismo se utiliza para almacenar cajas en conjunto a través de líneas transportadoras. Gracias a este método, se organizan los productos formando una cola en el que el primer elemento que entra es el primero que sale. 

Son sistemas rotativos cuyo funcionamiento es posible gracias a la acción de la gravedad, facilitando así el acceso a los productos y su reposición. Así pues, los productos se organizan en pistas, con plásticos inclinados, donde las cajas se desplazan para servir el producto que se necesita. Este tipo de sistema de almacenamiento innovador permite aprovechar al máximo el espacio vertical y es ideal para una óptima organización.

 

  • Sistema push back:

 

Este sistema de almacenamiento se diferencia del resto porque el proceso está realizado a través de carros o rodillos y los pallets se organizan en estanterías. Este tipo de mecanismo es uno de los más utilizados para optimizar el espacio de la mercancía y facilitar su organización. El funcionamiento de este tipo de almacenamiento dinámico se basa en la gestión de carga LIFO (Last in/first out), es decir, el último pallet que entra en el sistema es el primero que sale.

El sistema de almacenamiento push back cuenta con un único punto de carga y descarga que está situado en la parte delantera de la estantería. Como consecuencia directa los productos se almacenan empujando los que ya están dentro hacia el fondo del espacio.

 

  • Sistema porta pallets Drive-In y Drive-Thru:

 

Por último, podemos encontrar el sistema porta pallets Drive-In y Drive-Thru. Este sistema de almacenamiento innovador se basa en un montacargas que se mueve dentro de su propia estructura para servir los productos. Está pensado para almacenes o naves industriales con gran rotación de producto y que cuentan con entrada y salida de la mercancía en espacios separados.

La estructura Drive-In trabaja con el método LIFO, el cual -como hemos comentado anteriormente- permite que el último pallet que entra sea el primero en salir. Por su parte, el sistema Drive-Thru trabaja mediante el método FIFO, con el que la entrada y salida de productos se hace de forma simultánea.

 

Protección contra incendios, fundamental en naves industriales

Con todo, los grandes almacenes de logística o naves industriales deben contar con un correcto sistema de protección contra incendios debido a que en su interior albergan los productos, la maquinaria y los mecanismo de los que depende la evolución de cada empresa. Esta afirmación se centra en que cada sistema de PCI debe estar ideado y diseñado para los riesgos que cada espacio presenta. En este sentido, nos referimos a sistemas que no solamente cumplan la función de proteger a las personas y a los bienes, sino que al mismo tiempo se mimeticen perfectamente con la estructura arquitectónica, con su funcionamiento y con su actividad de explotación.

Para garantizar la efectividad de los sistemas de protección contra incendios es clave integrarlos con el resto de sistemas

Por ello, es fundamental que los sistemas de PCI estén diseñados bajo un prisma holístico y pensando siempre en integrarlos con el resto de sistemas que existan en la infraestructura, tales como control de humos, protección pasiva, proceso, iluminación o control ambiental. Así pues, en Cottés apostamos firmemente por combinar la eficiencia y la tecnología para diseñar sistemas contra incendios. Avanzamos y siempre vamos un paso más allá, ya que no es suficiente seguir los cánones establecidos sino que en la investigación está la clave para la diferenciación.

Conectar el espacio, los procesos y las rutinas de cada nave industrial con la protección contra incendios es nuestra máxima. Apostamos por la integración de la PCI en el funcionamiento diario de cada empresa, con el fin de no obstaculizar las rutinas diarias sino más bien de potenciarlas. ¿Te ayudamos?

Comparte

Deja una respuesta