Enfriamiento adiabático

Con la refrigeración adiabática se logra una climatización de edificaciones y naves de una manera simple, económica y ecológica (h2).

 

Se trata de un proceso 100% natural que convierte una corriente de aire caliente y seco en aire frío con partículas pulverizadas de agua.

En un sistema de enfriamiento evaporativo, la energía necesaria para la evaporación del agua se extrae del aire y cuanto más cálido es éste, más efectivo es el enfriamiento.

 

La refrigeración adiabática logra evaporar el agua que está en el aire de forma que consigue crear un clima menos seco y más húmedo. En concreto, las partículas de agua roban la energía al aire caliente para cambiar su estado de líquida a gaseosa a 100º y durante todo el sistema de enfriamiento adiabático mantienen la temperatura constante. A partir de ese robo de energía, la corriente de aire que se obtiene es fría, por lo que se consigue el cambio deseado de aire caliente a aire frío.

 

En climatización, el enfriamiento evaporativo natural se puede encontrar de dos formas, aunque en ambos caso el funcionamiento es el mismo: aplicada al aire de aportación, lo que se conoce como enfriamiento adiabático directo; o aplicada a sistemas de doble flujo con recuperador de calor, conocido como enfriamiento adiabático indirecto. En cualquier de las dos maneras, con la refrigeración adiabática se puede conseguir una reducción de entre 2ºC y 10ºC.

 

En definitiva, los sistemas de enfriamiento evaporativo natural conllevan un consumo de energía prácticamente nulo, ya que se trata de equipos sencillos que no requieren de partes móviles como compresores ni bombas. Por lo tanto, son soluciones muy atractivas por su simplicidad, su buen rendimiento, su bajo coste y su mínimo mantenimiento. Desde Cottés apostamos por el enfriamiento adiabático por su ahorro económico y su aprovechamiento energético.

  • LEER MÁS
    • LEER MENOS
    VENTAJAS

    Beneficios del sistema de enfriamiento evaporativo

    • Ahorro y aprovechamiento energético
    • El enfriamiento adiabático es económico y funcional, al no requerir grandes artificios y gastar muy poca energía, ya que se puede utilizar, por ejemplo, el caudal de aire caliente de cualquier proceso productivo. Se trata de un sistema eficiente, que fomenta la sostenibilidad y supone grandes ahorros por su bajo coste y mínimo mantenimiento.
    • Proceso físico natural
    • El enfriamiento evaporativo natural es un proceso físico que siempre ha estado muy presente en la naturaleza: es el que se da en el cuerpo humano al sudar. A día de hoy, somos capaces de aplicar a sistemas de climatización para obtener fuentes de frío simples, económicas y más eficientes energéticamente.
    • SECTORES
    • Estamos presentes donde nos necesiten
    • Estamos juntos en esto

      Es el momento de construir el futuro, y

      nosotros podemos ayudarte

    • Contáctanos